martes, 10 de febrero de 2009

Santo

De pequeño pase muchos fines de semana viendo películas con un tío mío. La única forma de ver películas era alquilándolas en una pequeña tienda ubicada debajo de una escalera. En poco tiempo acabamos con todo el material. Ante los reclamos de mi tío el dueño prometió conseguir más. Y lo hizo.

Películas de Vicente Fernández o de Cantinflas. De humor o de mariachis vengativos.
Un día (glorioso!) le llegaron películas de luchadores libres mexicanos. Recuerdo perfectamente: Santo contra Blue Demon en la Atlántida, Santo vs la mafia del vicio, Santo en el misterio de la Perla Negra, Santo y Blue Demon contra Drácula y el Hombre Lobo, Huracán Rámirez y la Monjita Negra, Los Vampiros de Coyoacán, etc..... mujeres en peligro, malos malísimos, momias/vampiros/aztecas, moraleja en todas las historias, decorados que se rompen, caídas, triunfo del bien, hombres vestidos de manera elegante pero con la máscara puesta....




Años despúes me leí un libro: Mantra de Rodrigo Fresán, y volvió mi amor incondicional por México y sus luchadores. Por lo que representan, por la lucha, por el bien y el mal, por el triunfo, por las volteretas y por los enanos luchadores.
Hace unos días leí que se cumplieron 25 años de la muerte del Santo, el Enmascarado de Plata. Pensé que es mucho tiempo el que llevo sin ver pelis de luchadores y que mi tío debe tener el Betamax en alguna parte de su casa.

2 comentarios:

Señor Insustancial dijo...

Hola Mr.

¿Sabes si se puede encontrar todavía por Essspañña?

Gracias por la recomendación.

Un abrazo.

Azul (MrBlue) dijo...

Hola S.I.

En teoría no existe problema, es el primero de una serie que Mondadori encargo a escritores acerca de ciudades (Fresán-México DF; Gamboa-Pekín...) pero en caso de que se te dificulte la búsqueda,y se que es algo no recomendable, estaría dispuesto a dejarte el mío.

Abrazo!